21 jun. 2011

Una nueva maternidad

Hace unas semanas, salió al mercado "Una nueva maternidad", un libro escrito por 15 mujeres blogueras, ni psiquiatras, ni pedagogas, ni expertas con verdades universales sobre la crianza; simplemente madres, que compartiendo con el corazón sus propias experiencias nos han dado a otras madres un punto de vista más humano que el que suelen dar otros libros "especializados".

La nueva maternidad consiste principalmente en asumir que nadie es perfecto, y que hace falta una tribu para criar a un niño. Pero no hay tribus hoy en día en nuestra sociedad, así que la tribu ha surgido de internet, aunque siga habiendo gente que cree que internet es el diablo o algo así. Madres que escriben y comparten formando una tribu que arropa, consuela y da fuerza a otras madres que pasan por lo mismo o están a punto de pasarlo. Y aunque no hay reglas en esta tribu, hay una cosa clara en la que todas coincidimos: no se cría con normas ni métodos, se cría con el corazón. Y ese es el apoyo que nos damos y sentimos cada vez que un pediatra nos dice que nuestro niño necesita un refuerzo de leche de continuación, o que la suegra dice que nuestro niño no come suficiente, o que una vecina nos dice que nuestro niño ya debería dormir solo en su habitación, o que un amigo nos dice que un cachete a tiempo es imprescindible para una buena educación, o cada vez que un cualquiera te dice que "uy, ¿tan grande mamando?"

La nueva maternidad también consiste en unirse, cogerse fuerte de las manos y pelear juntas con garras y dientes cuando uno de nuestros retoños está en peligro. Todo lo que se ha movido con el caso Habiba hace estremecer. Pero estoy segura de que no acabará allí, de que en cuanto Habiba y su niña se reúnan, seguiremos luchando porque está claro que algo tiene que cambiar en este chanchullo de retirar custodias sin orden judicial alguna.

Quería escribir acerca del fenómeno "tribu 2.0" y en concreto del libro "una nueva maternidad" hace tiempo, pero preferí esperar a asistir a su presentación. Y allí se habló, como no, de lo mucho que influye la maternidad en nuestras vidas, y nos cambia como personas, desde dentro. También se habló de lo que hemos avanzado en cuanto a la normalización de temas tabú, como las heridas en el alma que pueden dejar desde una cesárea hasta la pérdida de un embarazo o de un bebé, y lo importante que es compartir y sentirse apoyada en lugar de esconderse y evitar hablar de ello, sintiendo para siempre que tuviste la culpa o que hiciste algo mal. Y finalmente se habló de que, revoluciones a parte, todos tenemos en nuestra mano cambiar el mundo, desde casa, con el amor que les damos a nuestros hijos. Porque como bien se dice siempre, los niños son el futuro, así que ya va siendo hora de que se les trate como merecen.



Agradezco a estas mujeres y a todas las madres blogueras ese pedacito de sí mismas y de sus hijos que comparten con sus comadres; ellas me animaron a poner también un pedacito de mí al descubierto para ellas y para todas aquellas madres que quieran sentirse arropadas por la tribu. ¡Un beso a todas!

Gracias a Ileana de Tenemos Tetas por sortear un lote con "Una nueva maternidad" y "Hermanos de leche", de Ibone Olza.

1 comentarios :

Ileana dijo...

Guao! Me has puesto los pelos de punta.
Gracias por no dejarnos sin poder leer este texto tan hermoso!
En un ratito publicaré el post con el listado completo de los blogs participantes en el sorteo.
¡Mucha suerte!
¡Un abrazo inmenso!

21 de junio de 2011, 13:18
Responder

Publicar un comentario